domingo, 24 de marzo de 2013

¿Por qué esperan hasta el final?

En mi día a día muchas veces me pregunto por qué la mayoría de las relaciones finalizan y nos quedamos muchas veces con ese amargo sabor de "Pude haber dado más de mi" o después de haberlo dado todo nos queda el dolor de haber estado esperando por mucho tiempo que la otra persona despertara e intentara sacar adelante lo casi perdido.

Este Blog está dirigido principalmente a mujeres, esto no quiere decir que los hombres no puedan participar o que todos ellos carezcan de sentimientos, es sólo que la mayoría de los casos que conozco están vistos desde el ángulo femenino y los hombres que alguna vez han compartido sus problemas conmigo ha sido precisamente buscando una voz firme que les diga por favor no la hagas sufrir, por un rato de placer no vale la pena.

Me duele ver como muchas mujeres nos desgastamos dialogando con nuestra pareja para hacerles ver que las cosas no están bien, o que ya no nos sentimos amadas... Algunas veces por caer en la rutina y otras veces porque muchos hombres simplemente se confían y abandonan todos los detalles materiales e inmateriales que alguna vez tuvieron para enamorarnos. Suelen decir "Ah... No es que ya no te quiera, es sólo que ya quemamos esa etapa". ¿Por qué dejar quemar la etapa más divertida y fascinante de una relación? La conquista está cargada de tantas energías y pasiones que no debe ser abandonada! De hecho muchos hombres cuando sienten que definitivamente nos cansamos de dialogar y que vamos abandonando la lucha unilateral deciden enviar flores, colocar serenatas, muchos hasta lloran! ¿Por qué esperan hasta el final? Deberían hacer lo mismo a lo largo de la relación, o no?

El amor así como la relación de pareja, es un cultivo y debe ser cuidado a diario, debe ser protegido durante las más durar tormentas y debe ser disfrutado cuando nos entrega sus frutos. No hay mayor satisfacción que sentir al final de cualquier situación que hemos dado todo! Si tu pareja no lo valora no importa, al menos sabrás que los que a tu alcance estuvo fue hecho y pasa la responsabilidad. Es que no podemos cargar con el peso de una relación solas, ni desgastaron noches enteras hablando de lo que anhelamos sin que se vean los cambios.

Alguien dijo alguna vez que el AMOR nace del recuerdo y muere por OLVIDO... No se equivocó!